Veteran's Health Library Menu

Biblioteca de la salud

Biblioteca de la salud

Navegación con la A a la Z Guía de la Biblioteca salud Vuelve a la biblioteca de Salud de Veteranos Inicio

Limpieza de la traqueotomía

Llame inmediatamente al 911 (emergencias) si tiene dificultad para respirar.

Limpie el tubo de traqueotomía y la piel alrededor al menos una vez al día. La limpieza ayuda a prevenir la infección y la irritación de la piel. Siga estos pasos y todas las instrucciones que le hayan dado.

Espejo, guantes, vendajes, hisopos de algodón, agua destilada, peróxido de hidrógeno, bol.Paso 1. Prepare los utensilios necesarios

  • Escoja una superficie limpia y bien iluminada cerca de un lavabo y de un espejo, y coloque sobre ella sus utensilios: vendas que no tengan pelusa, hisopos de algodón, cepillo para el tubo de traqueotomía y un recipiente con una mezcla de agua destilada y agua oxigenada a partes iguales.

  • Lávese las manos con agua tibia y jabón. Póngase guantes limpios, desechables y sin polvo antiadherente.

Primer plano de manos que sostienen una válvula de un tubo de traqueostomía contra la piel. Otra mano quita la cánula interna.Paso 2. Extraiga la cánula interior

  • Sostenga con una mano la placa del cuello. Con la otra mano, desprenda la cánula interior (tubo) y extráigala con cuidado.

  • No quite la cánula exterior.

Primer plano de manos que limpian el interior de un tubo de traqueostomía con un cepillo especial para ese fin.Paso 3. Limpie la cánula interior

  • Sumerja la cánula interior en una mezcla de agua destilada y agua oxigenada a partes iguales.

  • Si la cánula interior es reusable, límpiela con el cepillo especial para tubo de traqueotomía. No utilice un cepillo de dientes. Enjuague la cánula interna con agua destilada.

  • Introduzca la cánula interior, recién enjuagada, en la cánula exterior. Encaje la cánula interior en su sitio.

Primer plano de una mano que sostiene una válvula de traqueostomía a cierta distancia de la piel mientras otra limpia debajo con una gasa.Paso 4. Limpie la placa del cuello y la piel

  • Si usa una gasa entre la placa y la piel, quítela. Limpie la placa del cuello y la piel bajo la misma. Use una gasa limpia o un hisopo de algodón humedecido en agua destilada. Seque la piel con toques suaves (sin frotar).

  • Si su médico se lo ha indicado, ponga una gasa limpia y precortada detrás de la placa para proteger la piel.

 

© 2000-2019 The StayWell Company, LLC. 800 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Copyright © The StayWell Company, LLC, excepto que se indique otra cosa.
Renuncia - Abre 'Renuncia' en ventana de dialogo